desplegar menu NuevoEstilo
Buscador
mostrar/ocultar

Madrid, España

Una casa estilo british con alma de 'cottage'

El estilo inglés, con su mezcla de lo antiguo, lo desgastado, lo más valioso y lo poco valioso pero muy funcional, está presente en la casa de la artista Matilde Lladó.

Itziar Ochoa. Fotos: Pablo Sarabia 22/01/2019
Imprimir
Pantalla completa



Tal vez el exterior de esta vivienda a las afueras de Madrid, proyectada hace cuatro años por el arquitecto Jacobo Lladó, no tenga acento british a primera vista, pues es una arquitectura de grandes volúmenes y generosos ventanales abiertos a un jardín con paisajismo semisalvaje, obra de Carolina Wiggin. Pero solo hay que traspasar las puertas para observar que, además del gran trabajo realizado por la interiorista María Lladó, la mano de Matilde y su marido también está presente. No solo por las antigüedades –muchas, heredadas–, sino, sobre todo, por la singular mezcla de telas, estampados y tapicerías. Matilde Lladó es una artista que hace tres años fundó junto a su socia, Paloma Eguilor, la empresa Otherlamps (@otherlamps), con la que ha dado una vuelta de tuerca a las pantallas para lámparas. Diseños y formatos rompedores, que ya se venden internacionalmente. Por otra parte, esta creadora es conocida por sus llamativos rosetones, unas esculturas hechas con tela de distintos colores, de lo más decorativas, que pueden encargarse o comprarse en la tienda Slou.

¿Cómo definirías tu estilo personal?
Me gusta mezclar. Creo que no tengo un sello definido porque no sigo las modas, sino que me pongo lo que me gusta.

¿Qué es lo último que has comprado para esta casa? Una butaca de los años 60 en la última edición de la feria Almoneda. Llevaba tiempo buscando un asiento para colocar junto a la chimenea que fuese cómodo y no muy grande. Me encantó en cuanto lo vi en el stand de Carina Casanovas. ¡Era exactamente lo que buscaba para ese rincón!

¿Y lo próximo que vas a cambiar en ella? La cama de mi hijo, que mide más de 1,90 m y ya no cabe.

El último regalo que has recibido... Es una de las joyas maravillosas que hace Belén Vega para su marca, To be Continued. Se trata del colgante de un tucán esmaltado en colores ideales, con una cadena bañada en oro.

¿De qué artista comprarías alguna obra? El arte me apasiona y encantaría hacerme con muchas piezas de distintos autores: una gitana de Francisco Iturrino, algún cuadro de Benedito, una virgen románica...

Un restaurante que te haya impactado recientemente. Cada vez que voy, me sorprenden las propuestas de El Club Hípico de Somosaguas. Carla y Marta de la Osa, muy amigas mías, llevan la gestión del local. El ambiente es fantástico, realmente agradable para ir en familia, y la comida nunca falla.

¿Qué libro tienes en la mesilla? Volveré a buscarte, de Pilar Cernuda. Una novela histórica que cuenta cómo los gallegos emigraban a Argentina en los años 50. Muy entretenida.

¿Qué te mueve en esta vida? Principalmente, pasarlo lo mejor posible con mi familia y amigos. Somos un clan enorme, con montones de tíos y sobrinos, y nos juntamos con frecuencia para planes fabulosos, como el concurso de paellas que organiza mi primo Juan. O la superreunión de todos los 25 de diciembre en casa de Clara. Mi propia vivienda debe mucho a otros dos de mis primos: Jacobo y María.

Los lugares que te inspiran. El campo y el mar. En general, me gusta mucho estar al aire libre. También disfruto enormente visitando mercadillos y anticuarios, siempre encuentro cosas preciosas que me dan ideas, como formas de pantallas antiguas o telas sugerentes y maravillosas.

Realización: Mercedes Ruiz-Mateos. 



Ver más articulos