desplegar menu NuevoEstilo
Buscador
mostrar/ocultar

Editorial

La carta de la directora: Parece que crían solas

 Otra nueva constatación es que no hay nada más joven que ser atrevido.

Marta Riopérez. 27/09/2020
Imprimir

Marta Riopérez, directora de Nuevo Estilo.

Foto: Patricia Gallego.


A todos nos ha pasado: durante los últimos meses, hemos ordenado y tirado media casa. Es más, al llegar al final del confinamiento, muchos teníamos un cuarto que se confundía con la sucursal del punto limpio más cercano. Limpiar, ordenar y desechar se convirtió en un mantra que nos dejó el alma desahogada y los armarios como patenas. Pero la casa es ladina, cuando bajamos la guardia, vuelve por donde solía y poco a poco los objetos inútiles regresan con sus hordas colonizadoras.

Eso las más descaradas, porque hay otra variedad de casa que va criando cosas ella sola, a su bola, sin prisa pero sin pausa, y sin la aparente participación de nadie. Son las peores. De tanto como íbamos a aprender tras la pandemia, dejadme que yo me quede con esto: acumular es un vicio y, como tal, debe ser erradicado. Leed, por favor, el reportaje en el que se ¿nos? llama al orden, está lleno de perlas imprescindibles para no bajar la guardia.

Otra nueva constatación es que no hay nada más joven que ser atrevido: arriesgar con lo tradicional es un signo de frescura, porque ¿había algo que produjera más aprensión que lo que se entendía por “clásico”? Hoy es moderno dar valor a lo eterno por encima de lo último. Lo defienden los interioristas más actuales mostrando su fascinación por los retratos antiguos y recuperando a toda mecha las librerías (con libros de verdad), aun a sabiendas de que estas sí que son de las que se llenan solas.

@martarioperez

NE507-JovenyEterna-portada

Portada Nuevo Estilo nº507, octubre de 2020.

Suscríbete AQUÍ.


Ver más articulos