desplegar menu NuevoEstilo
Buscador
mostrar/ocultar

Grandes Maestros

Bordallo Pinheiro

Es una de las figuras más notables de la cultura portuguesa del s. XIX. Destacado dibujante y editor, desarrolló también una vasta producción cerámica, mezcla perfecta de tradición y modernidad, que forma parte del acervo artístico luso.

Nuevo Estilo 30/04/2014
Imprimir
Pantalla completa



ILUSTRADOR

Siguiendo la tradición familiar, se interesa desde joven por las artes plásticas y se matricula en Dibujo. Pronto desarrolla su pasión por la caricatura y las viñetas, que utiliza de forma pionera como vía de expresión artística –está considerado el primer dibujante de cómic portugués– y vehículo para desfogar su conciencia social y plasmar el panorama sociopolítico del país. Con sus trabajos, transgresores y llenos de humor –es autor del famoso personaje Zé Povinho, un reflejo sarcástico del pueblo portugués–, colaborará en numerosos periódicos nacionales y extranjeros. De hecho, él mismo fundará varias publicaciones, algunas de ellas en Brasil, donde vive durante cuatro años. Amante del teatro -y tras unos tímidos pinitos como actor, que no llegan a cuajar-, realizará también ilustraciones para almanaques y programas, y dibujará figurines para varias obras.

FAIANÇAS ARTISTICAS

En 1884, funda con un hermano, en la localidad de Caldas da Rainha, esta fábrica de cerámica de la que asume la dirección artística. Su objetivo es revitalizar las artes tradicionales de la cerámica y el barro, pero combinándolas con la modernidad de diversos estilos que están anunciando el futuro. De hecho, se convertirá en el referente del art noveau portugués. En Faianças produce en serie todo tipo de piezas -vajillas, objetos decorativos, azulejos, figuras de personalidades...-, siempre con el original toque Bordallo: diseños naturalistas en su mayoría, llenos de espontaneidad y fuerza, que miran hacia la fauna y flora locales. La firma, hoy propiedad de Vista Alegre, sigue reproduciendo este legado, considerado patrimonio artístico de Portugal. Se puede ver una amplia muestra de la obra del maestro en el museo de Lisboa que lleva su nombre, abierto con los fondos de un coleccionista, y en su casa en Caldas da Rainha, junto a la fábrica.



Ver más articulos